La sensión terapéutica con Reiki Dos

La sensión terapéutica con Reiki Dos

Para realizar una sesión terapéutica puedes utilizar una cama o simplemente tender al paciente en una manta en el suelo, aunque es mucho más apropiado utilizar una camilla porque si no deberemos permanecer aproximadamente una hora con la espalda doblada.

Si es posible, debes tener espacio alrededor para situarte en la cabeza y en los pies del paciente, con objeto de realizar estas posiciones con comodidad. Es conveniente aislarse para no ser molestado ni interrumpido durante la sesión (desconectar el teléfono, el timbre de la puerta, etcétera). La habitación y el ambiente deben inducir a la relajación; para ello disminuirás la luz, encenderás una vela, pudiendo quemar un in- cienso, y poner música suave (especialmente apropiada es la música Reiki). También puedes tener una planta y las fotografías de los maestros, el símbolo Antahkarana o tu propio símbolo si lo tienes. El paciente y el terapeuta se quitarán todos los objetos metálicos (los relojes de cuarzo pueden estropearse en una sesión Reiki). No es necesario que el paciente se quite la ropa, lo importante es que tanto el paciente como el terapeuta se sientan cómodos. Puedes utilizar unas gotas de esencias si conoces sus efectos y lo crees oportuno, ya que si se administran con un ligero masaje encima de los chakras facilitan la recepción de la energía. Realizarás una oración a tus guías Reiki y a los del paciente, pidiéndoles para que la transmisión sea recibida por el Yo Superior del paciente y utilizada en aquello que más necesite. Después, ya puedes comenzar la sesión usando los símbolos que has recibido en el segundo grado. Yo encuentro más cómodo colocarse en el lado derecho del paciente y empezar la imposición de manos por esle lado, aunque cada uno debe actuar de la forma mas fácil para el. Si lo crees oportuno, puedes descalcarle para icner una mejor conexión con la tierra y que la energía circule mejor. Si vas a utilizar ínstales en la sesión colócalos antes de empezar, asegurándote que los has limpiado y cargado. Trazas el Cho-Ku-Rei y el Sci-He-Ki con la mano sobre el paciente. Después de trazar los símbolos se Invocan mentalmente tres veces. Durante la sesión puedes trazar mentalmente los símbolos tantas veces como quieras y enviárselos al paciente en el color que creas oportuno. También se pueden dibujar con la lengua en el paladar. Para facilitar la canalización de energía es conveniente realizar unos ejercicios energéticos, como la postura de abrazar el árbol, y unas respiraciones completas, sintiendo la bola energética entre tus brazos. También la postura Huí Yin y unas órbitas microcósmicas facilitan la transmisión de la energía. Durante la sesión procuraremos permanecer concenlrados en la transmisión y es preferible no hablar con el paciente, aunque se le pueden dar explicaciones suavemente. Las transmisiones Reiki son experiencias espirituales de comunión y de proyección de amor, y a veces se producen en el paciente situaciones de liberación emocional; en estos casos, el terapeuta debe actuar acompañando al paciente, sin juzgar en ningún caso, ni emitir opiniones, ni juicios de valor subjetivos si este le comenta alguna cuestión personal. Para facilitar la liberación de bloqueos emocionales usaremos el Sei-He-Ki, y si el bloqueo es por un trauma del pasado usaremos también el Hon-Sha-Ze-Sho-Ncn para transmitir energía Rciki a la situación que produjo el trauma y sanarla en lo posible. Frecuentemente, duranie las sesiones las manos actúan inconscientemente, de forma que son colocadas en los lugares oportunos durante el tiempo oportuno, impulsadas por los gulas tuyos o del paciente. En las sesiones completas es conveniente realizar un análisis y un equilibrado de chakras. Antes de finalizar la sesión también se puede efectuar una transmisión de energía desde fuera del aura del paciente; para ello nos separamos unos dos metros de él, trazamos el Hon-Sha-Ze-Sho-Nen y realizamos una transmisión a distancia visualizando al paciente dentro de una esfera dorada que reforzamos con la energía que le canalizamos, así quedará su aura mas cargada        Esto es percibido claramente por la mayoría de los pacientes, quienes nos comentan después las diferentes sensaciones que perciben. Para finalizar, trazamos el Cho-Ku-Rei, realizaremos una oración de gracias a Dios a núesiros guías y a los del paciente, y si lo creemos convenientc le pedimos dulcemente al paciente que también realice su propia oración de agradecimiento. Lavarse las manos antes de cada sesión. Colocar las manos suavemente sin hacer ninguna fuerza ni presión sobre el paciente. Mantener los dedos de ambas manos en contacto unos con otros. No cambiar de posición bruscamente, ni con las dos manos a la vez; para no interrumpir el contacto, mover primero una mano y luego la otra. Las posiciones básicas son las mismas que las explicadas en Reiki Uno. No hay que seguir estrictamente el orden de las posiciones, udiendo dejarse llevar por la intuición. Cada posición debe durar aproximadamente tres minutos, aunque aquí también hay que dejarse guiar.

Originally posted 2014-05-12 10:51:16.

0 comentarios

Escribe tu comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Agradecemos tu participación.

Deja un comentario